Todas las metáforas están en Musc Intense de Nicolaï Parfumeur – Créateur

Sumergirse en la obra de un perfumista, como en la obra literaria o musical de un autor que desconocemos, es una experiencia fabulosa. De entrada nos provoca placer y admiración, nos impactan con la sensibilidad y el carácter que poseen. Luego establecemos una relación en la que descubrimos toda la grandeza que puede contener. Con los perfumes de Patricia de Nicolaï esta experiencia ha sido maravillosa. Desde la primera impresión que tuve hace unos meses hasta este momento mi pasión por sus creaciones ha ido en aumento.

La perfumista Patricia de Nicolaï lanzó Musc Intense en 2012. Lo que más me llamó la atención cuando lo probé por primera vez fue la rosa ligeramente atalcada y algo umbría. Sentí inmediatamente que estaba ante un perfume de excelente calidad tanto compositiva como cualitativamente. En mi opinión Musc Intense ocupa un lugar entre los grandes perfumes ya que compite perfectamente entre las mejores fragancias que conozco. Y es así como lo he estudiado: comparándolo con lo que creo que es mejor de mi colección, prueba de la que ha salido sobradamente airoso. Sabiendo que de Nicolaï es presidente de la Osmothèque, institución que se encarga de la conservación, autentificación, registro, documentación y reproducción de miles de perfumes, es fácil imaginar que aplica sus conocimientos históricos en sus creaciones. En el caso de Musc Intense la fragancia tiene un ligero aire retro que habla más de la calidad de los perfumes del pasado que de una tendencia de la moda actual.
Se inicia fuertemente licorosa con acentos añejos y almibarada, en la que percibo en seguida una gran explosión de rosa acompañada ligeramente de delicadas y discretas notas verdes de jazmin, en las que resalta la presencia pera, y puede que a uva o melón, a los que una capa glaseada envuelve, efecto que perdurará la lo largo de la evaporación de Musc Intense. La rosa recostada en almizcles se expande generosamente en el ambiente. Esta rosa turca es muy delicada, evoca la fragilidad del perfume de la flor. Asoman unas notas carnales provenientes del efecto frutal alicorado al que un recuerdo cosmético y cremoso atenuará. El jazmín junto a los claveles de olor le dan una calidad nítida que está potenciada por el almizcle consiguiendo un efecto muy expansivo dando la impresión de estar envuelto en una delicada nube de limpieza un poco jabonosa, en la que destacan los aspectos más fríos y menos animales del almizcle.
El almizcle originalmente era un ingrediente de origen animal, extraído de las glándulas anales del ciervo almizclero. Actualmente se utilizan productos de síntesis existiendo una amplia gama de almizcles. También existen sustitutos vegetales como la hierba almizclera de la que destaca su calidad sedosa. Sombreando el conjunto, el fondo de la fragancia evoca los recuerdos de antiguos perfumes pero sin  dominar, estando presente en una proporción muy equilibrada el efecto polvo de talco, sintiéndose sin ser excesivamente llamativo. En la fase final el perfume parece llevar alguna madera en dosis muy bajas, asi como vainilla. También percibo algo que me recuerda a la lavanda. El clavo es ahora evidente y se percibe aislado. La evaporación ha terminado.

Los perfumes de Patricia de Nicolaï, descendiente de la familia Guerlain, parecen recoger lo mejor de la tradición de la perfumería francesa y tienen un aire muy parisino. He querido analizar este perfume valorándolo por si mismo, abstrayéndome de los antecedentes familiares de la autora. Sinceramente es difícil hacerlo pues la creatividad, la calidad y la tradición que caracteriza los perfumes Guerlain están en Musc Intense presentes en todo su esplendor.

Musc Intense tiene todo lo que puede aportar un perfume como medio de comunicación al arte de la perfumería y lo que tiene de lenguaje metafórico esta, en el que la retórica sirve para hablar de una manera original sobre lo eterno y universal, sobre lo humano, en una nueva contextualización, desarrollándose con naturalidad y fluidez, todo mesurado serenamente en un resumen de cualidades, un recurso casi pictórico. Y como en las obras de Homero en él se encuentran todas las metáforas.

 

Publicado en Perfumistas | Etiquetado , , , , , | 4 comentarios

Resistiendo el paso del tiempo, Shalimar

Shalimar( 1925) en versión de Eau de Parfum resiste muy bien el paso del tiempo. Es evidente que de lo que era a lo que es ha pasado por muchos cambios. Los componentes que se utilizaban en la fórmula original actualmente no osaríamos utilizarlos. Adaptado a los conocimientos de nuestra época Shalimar sigue siendo hoy un peso pesado de la perfumería y a la versión actual me atengo para analizarlo.

Jacques Guerlain lo creó inspirándose en la historia de amor de Arjumand Bano Begum para quien construyó el Taj Majal su esposo. La etimología de Shalimar es incierta. Parece ser de origen persa o árabe.

La salida es muy compacta destacándose un tono ligeramente medicamentoso. En seguida empieza a dulcificarse y se aprecia pimienta. Mientras el efecto de la salida parece hundirse en la fragancia una vainilla seca, con un acorde cítrico en el que domina la bergamota, empieza a sobresalir. La vainilla está trabajada en forma de tintura por lo que aporta muchos matices y enriquece la fórmula creando un medio en el que el haba tonka va a desarrollarse a lo largo de la composición. Un rastro de polvo recorre la impresión.
En la época en que se creo era normal que un perfume estuviera formado por varios cientos de componentes. En este caso creo que hay nuez moscada y clavo.
El tono medicamentoso del inicio va dibujándose en un acorde leñoso. Una nueva fase, también muy compactada, da un giro floral al perfume en el que las notas de iris, probablemente responsables del acorde leñoso que remarcaran la vainilla y el haba tonka, junto a rosa, en su tono más meloso, y un poco de jazmín que redondea la mezcla, se unifican creando un acorde muy clásico que actualmente resulta algo retro. Hemos entrado en una fase de la evaporación que se mantiene continua, acentuando el conjunto floral las notas especiadas. El efecto polvo de la vainilla ahora es cálido y le hacen contrapunto unas suaves notas verdes consiguiendo una sensación de limpieza y nitidez.
La evaporación sigue su curso y en la fase final se sigue apreciando claramente la vainilla, ahora un poco más lactónica, suavizada por el olor amaderado del opoponax con notas como de barníz, una vuelta más de tuerca a un perfume que parece girar, capa tras capa, sobre si mismo.

Shalimar, cuando se mira despojado de los prejuicios con los que miramos a veces los perfumes antiguos, es una fragancia de una gran sensualidad. El amor que refleja la construcción del Taj Mahal y los Jardines de Shalimar no descuidan esta faceta de esta emoción que cuando es completa abarca todos los ámbitos de la existencia. Y a ellos no fue insensible Jacques Guerlain. Creo que Shalimar se disfruta perfectamente escuchando los solos de violín del ballet Scheherazade de Rimsky-Korsakov. Sensualidad, creatividad, oficio, conocimiento y sensibilidad para crear obras inolvidables.

Shalimar Guerlain

Shalimar Guerlain

 

 

Publicado en Perfumes, Perfumistas | Etiquetado , , , , , | Deja un comentario

Orangers En Fleurs

Houbigant es una antigua casa francesa fundada en 1775 por Jean-Francois Houbigant. En 1882 la comercialización de Fougere Royale dará nombre a la familia olfativa fougère, helecho, que se localiza en la rueda de las fragancias de Edwards entre los amaderados y los cítricos y su olor se compone de lavanda, romero y hierbas a las que se añade, para dar profundidad, maderas de guayaco o sándalo o bien almizcles y musgo de roble dependiendo de la dirección que se quiera dar al perfume. Houbigant suma a su larga tradición el haber sido perfumistas de varias generaciones de reyes.

Orangers En Fleurs, de la familia floral,  fue creado en 2012 por Jacques Flori. Se inicia con las flores de naranjo con un toque mentolado, sobre el que ya se va destacando el jazmín. Sí bien recuerda a Fleurs d’Oranger de Serge Lutens difiere de este por ser más etéreo y nítido, sin su exótismo orientalista. La única aportación de especias proviene de la rosa centifolia que la acompaña añadiendo sensación de confortabilidad. Junto al jazmín, con sus facetas indolicas adormecidas, ylang-ylang muy discreto con su nota jabonosa sin llegar a destacar que más adelante se apreciará azucarado, y el nardo componen un acorde delicado, con la nota de la flor de naranjo en el centro, en su versión más verde y herbal conforman las notas medias. Aquí la carnalidad está contenida, limitada a un suave susurro con un pequeño acento agridulce. Este es un perfume de evolución larga y lenta.
A la sensación de limpieza de Orangers en Fleurs contribuyen el cedro, posiblemente de Virgina pues el del Atlas es más balsámico y mantiene a raya los indoles del nardo y del jazmín, dándole un tono ambarino. Los almizcles actúan como potenciador de la rosa al iniciar la última fase del secado cuando la delicadeza y presencia de esta es más evidente.

En contraposición a Fleurs d’Orangers, que es más sugerente de lo que podría acontecer en un jardín de cualquier lugar del Mediterráneo en el que todo es posible, Orangers en Fleurs me sugiere las delicadas tintas de los artistas chinos. Ellos son capaces de hacer hablar al trazo con su dominio de las presiones, los giros y las direcciones como este perfume habla en cada momento de sensibilidad y exquisitez.

 

Publicado en Perfumes | Etiquetado , , , , , , | Deja un comentario

Fleurs d’Oranger, Sheldrake y Lutens

Christopher Sheldrake es un perfumista británico, hijo de un industrial que se dedicaba a la extracción de materias primas y a la química orgánica. Nacido en la India donde vivió hasta los 7 años cuando le llevaron a Londres para estudiar en un internado.
Gran parte de su carrera como perfumista se ha desarrollado en Francia trabajando durante la década de los setenta en Robertet. En 2005 empezó a trabajar en Chanel como director de investigación y desarrollo de la firma en la cual ya había trabajado en la década de los ochenta. Lo más fabuloso de su obra la ha desarrollado para Serge Lutens, creativo de Shiseido, firmando la mayor parte de la colección, creando perfumes orientalistas, exóticos y refinados, en los que las especias juegan un papel predominante.

Serge Lutens es un fotógrafo francés que trabajó para Vogue junto a fotógrafos como Richard Avedon y Guy Bourdin. En 1967 colabora en la sección de maquillaje de Christian Dior innovando el estilo hacia colores pálidos y ojos ahumados. Exposiciones y alguna película orientan su carrera hasta que en 1992 crea para Shiseido Feminite du Bois, perfume que marca un hito en su carrera y en la historia de la perfumería al utilizar una nota hasta entonces aplicada sólo en perfumes masculinos en una fragancia femenina. La influencia oriental en su obra es cada vez mayor. Al crear su propia firma en 2000 este estilo señoreará sobre el conjunto de su colección.

De una sobriedad hermosa y elegante, la inocente y sugerente pureza de las flores del naranjo y su dulce y meloso perfume son de una gran belleza para quienes gustan de los perfumes con flores blancas. Fleurs d’Oranger, obra de 1995, contiene una dosis altamente densificada de ellas.
En la salida hay esencia de flores de azahar, neroli, que conforman un acorde floral, verde y oleoso y un poco amargo con las especias, nuez moscada y comino. Es probable que también lleve absoluto de naranja, obtenido de la extracción con solventes de las flores del naranjo. Se funde en las notas medias con jazmín, en el que resalta el aspecto indólico y narcótico, ligeramente glaseado. Sigue con la nota verde, posiblemente el hilo conductor de este perfume, consiguiendo mantenerse fresco y no ensuciase a pesar de las notas de comino y nuez moscada, y otras especias como albahaca o anís, que ayudaran a reafirmar, resultando un conjunto ligeramente cremoso pero sobretodo meloso y verde. La carnalidad del nardo da consistencia y un matiz ceroso al conjunto para alejarse de la livianidad que podría tener, sin dejar de ser sutil y delicado. La cualidad de miel se va apagando y los indoles van destacando con más intensidad.
Las semillas de abelmosco, procedentes de una planta conocida como hierba almizclera, aporta una suavidad sedosa. Estas se empiezan a notar durante la fase media y llevan el perfume hacia un largo final en el que estos dominan sobre un delicado recuerdo de neroli en el que aprecio un pequeño acento de vainilla.
Fleurs d’Oranger es un perfume en el que ciertos aspectos que pueden parecer contradictorios se presentan coherentes. El neroli, con su rasgo verde es aquí oleoso sin perder frescura. El jazmín, que suele tener una faceta muy animal, se mantiene fresco y limpio. Y la carnalidad del nardo no resulta erótica. Que lo sea o no, que Fleurs d’Oranger sea sobrio o que sea sexy va a depender más que del perfume mismo, de la actitud de la persona que lo utilice.

Publicado en Perfumes, Perfumistas | Etiquetado , , , , , , | 3 comentarios

¿ Qué es perfumería nicho?

Con la aparición en el mercado de marcas como Patricia de Nicolaï y Diptyque en 1968, L’Artisan Parfumeur en 1976, Annick Goutal en 1981 se inicia un movimiento alternativo, en contra de la estandarización, a la perfumería comercial ofreciendo al consumidor unos perfumes que se definen por:

  • Firma. El autor, perfumista y/o químico, suele ser propietario de la marca. Pone su creatividad y convicciones, diferenciándose e inovando por delante del interés comercial por lo que la mayor parte de las veces resultan más caros que estos. Son perfumistas independientes de la industria de la perfumería tal como hizo Mona di Orio al crear su Maison en la que arriesgó mucho. En otras ocasiones algunas marcas contratan a perfumistas de renombre para que compongan obras exclusivas como en el caso de Editions de Parfums de Frederic Malle.
  • Orígenes. En la perfumería nicho se estudia en profundidad el inicio de la perfumería moderna analizando y comprendiendo los perfumes franceses del S. XIX y de la primera mitad del S. XX cuando se inicia la utilización de moléculas sintéticas.
  • Sin publicidad conquistan el mercado poco a poco. El boca a boca y la venta de muestras on line son sus bazas.
  • Calidad. Utilización de un mayor número de productos naturales y un porcentaje más elevado de los mismos. La utilización de materias primas raras y de gran calidad es uno de sus rasgos distintivos. También una mayor concentración de abstracto en la presentación final hace que se pueda hablar de verdaderos perfumes en lugar de Eau de Parfum con lo que se obtiene un mayor rendimiento. Suelen ser productos de mayor calidad tanto material como compositivamente.
  • Género. En la perfumería nicho, como en la oriental, la clasificación por género, para hombre, mujer o unisex, es irrelevante
  • Producción. Es bastante limitada con lo que la experiencia de compra invita a sentirse diferenciado. La realidad es que actualmente no es tan limitada. Marcas como Diptyque con 700 tiendas en todo el mundo no pueden hablar de producción artesanal y distribución pequeña.
  • Distribución. Una distribución fuera de los grandes canales acostumbrados limitándose su comercialización a perfumerías pequeñas, tiendas de ropa multimarca dentro de la gama de precios altos o sus propias boutiques.

La respuesta de las grandes firmas no se hizo esperar. Marcas como Chanel, Guerlain, Armani o Hermès entre otras lanzaron sus colecciones exclusivas o privadas.

Publicado en De todo un poco | Etiquetado , , | 1 Comentario

El número de lote de Nº 5 Eau de Parfum

El número de lote, en inglés batch code, aparece en los perfumes grabados en la parte inferior de la caja y la botella. Con el se puede identificar la fecha de fabricación lo cual puede aportar información como la caducidad del producto. Hay webs que tienen una utilidad de calculadora para saber en que momento se ha fabricado.
A mayor cantidad de ingredientes naturales en los perfumes, como en los vinos, y Chanel Nº 5 es uno de los que lleva una cantidad importante, la calidad varia dependiendo de las cosechas. Las condiciones medioambientales y la climatología incidiran directamente en el producto final.
Os recomiendo que si lo probáis y os decidierais a  comprar un frasco os aseguréis, con esta marca y con cualquier otra, que tanto el probador como el que adquiráis coincidan en el número de lote.

En el caso de Chanel Nº 5 es interesante conocerlo pues de una edición a otra hay suficientes diferencias como para encontrar la exquisitez o un perfume más. Yo he podido comprobar las diferentes calidades de 5 lotes. Son los siguientes:

6801: Asignado el nº de lote con fecha septiembre de 2013. Es la que utilicé para la entrada en que comenté Nº 5. Buena proyección. Calidad muy alta.

7801: Junio 2014. En mi opinión la cosecha más floja de todos los que he probado, fuerte en aldehídos y muy flojo en todo lo demás. Calidad baja

7901: Julio 2014. Es curioso que un mes después de un Nº 5 tan mediocre salga un lote tan bueno. Es el mejor de todos los que he probado. Tiene muy buena proyección. Calidad muy alta.

8201: Septiembre 2014. Muy fuerte en aldehídos. El jazmín no es tan potente como en lotes que a mi me gustan más. Calidad media baja

8801: Abril 2015. Buena “añada”. Calidad alta. Excelente relación entre aldehídos y jazmín.

Publicado en De todo un poco | Etiquetado , | 4 comentarios

En la paz de Iris Nobile

Sucede alguna vez al probar un perfume no encontrarle nada especial y al cabo de un tiempo, incluso años, rendirnos perdidamente ante él. Esto es lo que me ha pasado en esta ocasión. En una segunda prueba reciente ha sido un flechazo. En 2006 se lanzó Iris Nobile Eau de Parfum de Acqua di Parma, obra creada por Françoise Caron, autora asimismo de Hermès Eau d’Orange Vert o Gio de Giorgio Armani.

El neroli es un producto de la destilación de flores del naranjo amargo. Además de este en Iris Nobile hay también mucha flor de naranjo, obtenida por la técnica enfleurage, consistente en mezclar flores con grasa en frío. Tras unos días de proceso se mezcla con alohol. Es un sistema artesanal y caro.
El aceite esencial del iris se extrae al vapor de las raíces previamente secadas entre 3 o 5 años. El de mejor calidad se cultiva en la Toscana o en Grasse, siendo el italiano de mayor mejor por la cantidad de irona que contiene. Su precio puede alcanzar más de 100.000 € el Kg. Se produce también en China y emergen nuevos productores en el centro y este de Europa.
Cuando se extrae con solventes produce mantequilla de iris con la cual se puede obtener absoluto de iris o de orris.

Iris Nobile se abre con bergamota de Calabria, nerolí, anís estrellado y ylang-ylang desarrollándose bajo ellos el iris. Este suele tener un efecto polvoriento si bien en Iris Nobile esta calidad permanece bastante relajada por la presencia de la flor de naranjo. El ylang-ylang realza la parte más floral del iris que a veces es algo más abstracto, entre vegetal y húmedo, y le da una cualidad brillante. Tiene un aire frutal de melocotón y albaricoque. En la fase media aparecen acordes ámbar y acaramelados. Cuando estos han desaparecido la presencia de la flor de azahar es más evidente, provocando una sensación envolvente, de una suave calidez. El ámbar le da un aspecto clásico, sin llegar a ser retro y no va a sugerir el pasado o lo pasado, enriqueciéndolo en matices dorados, melosos y diáfanos de una gran sensualidad. En la base, vainilla, pachouli y musgo de roble, naturalmente sintético, hacen que el perfume siga un esquema que me recuerda mucho, cuando los acordes acaramelados desaparecen, a 24, Faubourg poniéndome en una situación difícil si tuviese que decantarme sólo por uno de los dos.

Son las últimas horas de la tarde y siento que el día ha sido provechoso y agradable, en el trabajo las cosas parecen haberse sucedido con una cadencia tranquila, la compañía del perfume ha tenido mucho que ver. Su experiencia me ha aportado una gran sensación de paz. He encontrado optimismo y paz en Iris Nobile.

 

Publicado en Perfumes | Etiquetado , , , , , , , , , | Deja un comentario